Las empresas de mantenimiento de edificios abarcan cualquier acción que tenga como objetivo la mejora en la calidad de vida de los inquilinos de un determinado edificio, debido a sus condiciones de deterioro. No incluye obras nuevas, únicamente trabajos en espacios que existan previamente, donde se puedan mejorar las condiciones de habitabilidad, accesibilidad o seguridad.

Algunas de estas intervenciones se realizan de forma sistemática o periódica, aunque también se puede actuar puntualmente en caso de encontrar un elemento peligroso si no se solventa de inmediato. Siempre avisando previamente a los vecinos y llegando a un acuerdo sobre las condiciones de la reforma y los plazos de actuación.

Mantenimiento de edificios

El mantenimiento integral de un edificio pasa por llevar a cabo acciones necesarias para garantizar el correcto estado de conservación de la construcción. Con estas técnicas se cuida y protege su estado, tanto a nivel estructural como estético, para evitar que pierda sus características con el paso del tiempo.

Son muchos los profesionales que trabajan a diario en la conservación de edificios de todo tipo, privados, públicos, históricos, etc. Al igual que son muchas las tareas derivadas del mantenimiento de una construcción de estas características.

Algunas de las tareas de mantenimiento de edificios que se realizan diariamente son:

  • Limpieza de todos los espacios comunes, suelos, ventanas, puertas, mobiliario, etc.
  • Revisión del estado de cerraduras, iluminación, y elementos de uso habitual.
  • Cuidado de las zonas ajardinadas.

Otras tareas derivadas del mantenimiento, que se realizan en distintos periodos de tiempo, son:

  • Revisión de ascensores y de la instalación eléctrica general del edificio.
  • Revisión de los sistemas de climatización.
  • Revisión de las tuberías y cañerías.
  • Revisión de los sistemas de emergencias y prevención.
  • Revisión de desperfectos en la fachada.

Rehabilitación de fachadas

Una de las partes más importantes del mantenimiento es la que tiene que ver con la rehabilitación de fachadas de edificios. Las fachadas son los elementos más expuestos de cualquier construcción, teniendo que soportar la acción de agentes atmosféricos como el sol, la lluvia o el viento. Por eso, el paso del tiempo afecta a los materiales de las paredes, que necesitan un cuidado y una rehabilitación cada cierto tiempo. Si existen problemas a nivel estructural, se hablaría de una completa rehabilitación de edificios, pero de forma habitual, la revisión de la fachada será suficiente.

Los maestros de la restauración incluso llegan a hacer trabajos de artesanía de forma manual, para restaurar piezas en edificios históricos, restauración de iglesias, o espacios de especial interés cultural.

Blog de mantenimiento de edificios y rehabilitación

En nuestro blog de restauración de edificios realizamos un repaso por lo edificios más emblemáticos de la humanidad. No solo en Europa, analizamos construcciones de todo tipo de lugares y épocas, desde los aspectos más técnicos hasta las curiosidades más llamativas que acompañan a cada una de estas obras. La construcción de edificios ha estado estrechamente ligada al desarrollo del ser humano, queremos repasar la influencia de la historia en la arquitectura desde las obras maestras de la época clásica, hasta las últimas propuestas de la arquitectura y la ingeniería moderna, para comprender la importancia de la construcción en el desarrollo de nuestro pasado.

Además de edificios, también nos gusta analizar grandes monumentos que han tenido un espacio relevante en la historia, señales de tiempos gloriosos que honran a civilizaciones enteras que siguen como testigos de quienes representan, y que han llegado hasta nuestros días como signos de un pasado histórico, trágico o glorioso, del lugar que ocupan en el mundo.

Repasa nuestros posts y aprende la historia de las construcciones más impresionantes llevadas a cabo por la humanidad a lo largo de los siglos, todas las construcciones tanto históricas como contemporáneas que hacen que el ser humano pueda enorgullecerse de su paso por la existencia.